POLICÍAS MUNICIPALES RECALAN EN ESAN TRAS LA DENUNCIA DE DOS ARRESTOS EN BILBAO.

La crítica de ELA a una actuación policial se salda con más de cien bajas de afiliación.(DEIA)

La sección de ELA en la Policía Municipal de Bilbao ha sufrido un aluvión de bajas a raíz del apoyo que este sindicato brindó a un comunicado de SOS Racismo Bizkaia que denunciaba la «represión y brutalidad policial que se está ejerciendo en el barrio de San Francisco». Desde que se difundió esa nota, el pasado 15 de abril, el número de bajas de afiliados en la central abertzale habría superado los 130, lo que incluye a todo el espectro del cuerpo, desde agentes rasos a cuadros intermedios y mandos, e incluso delegados sindicales. La mayoría de ellos habría recalado en el sindicato ESAN.